Miembros de Gigantes se arrodillan durante el himno

Por María Guardado

Varios integrantes de los Gigantes de San Francisco, incluyendo el manager Gabe Kapler, el coach de la primera base Antoan Richardson, el coach de bateo Justin Viele y los jardineros Jaylin Davis, Mike Yastrzemski y Austin Slater se arrodillaron durante el himno nacional previo a un juego de exhibición del lunes en Oakland. El campocorto Brandon Crawford se paró entre Davis y Richardson con las manos en sus hombros en señal de apoyo.

Kapler, quien se pronunció a favor del movimiento Black Lives Matter en las redes sociales tras la muerte de George Floyd a manos de la policía en Minnesota el 25 de mayo, dijo que se dirigió el equipo antes del partido y les dijo que tenía previsto arrodillarse.

Kapler, cuyos padres estuvieron activos en el movimiento de los derechos civiles en los Estados Unidos, enfatizó que apoya la decisión de cada jugador de arrodillarse o quedarse de pie durante el himno nacional, pero que quiere usar su plataforma para solidarizarse con la lucha contra la injusticia social y el racismo sistémico en el país.

“Lo hice porque quería que supieran que no estoy conforme con la forma en que nuestro país ha afrontado la brutalidad policial”, dijo Kapler. “Le dije que quería amplificar sus voces, y que quería amplificar las voces de la comunidad afroamericana y también las comunidades marginadas.

“Les dije que quería utilizar mi plataforma para demostrar mi insatisfacción con la manera en que hemos afrontado el racismo en nuestro país. Quise demostrar mi insatisfacción con el racismo sistémico obvio que existe en nuestro país. Quería que supiera que tienen que tomar sus propias decisiones, y que respetaríamos y apoyaríamos estas decisiones.

“Quería que se sintieran seguros pronunciándose, entonces entablamos estas conversaciones en los últimos días. Las seguiremos teniendo y las haremos parte de la esencia de nuestro clubhouse”.

María Guardado cubre a los Gigantes para MLB.com. Anteriormente, cubrió a los Angelinos del 2017 al 2018.

Deja un comentario